Daniel Dennett, filósofo de la universidad de Tufts mundialmente reconocido por sus aportaciones a las ciencias cognitivas, la filosofía de la mente y la filosofía de la biología, señala correctamente que: “no hay tal cosa como ciencia libre de filosofía, sólo ciencia cuyo bagaje filosófico se acepta gratuitamente sin examinársele”. Es claro, como comenta él en su libro Darwin’s Dangerous Idea (La peligrosa idea de Darwin), que el rechazo a la teoría de la evolución hoy en día, por aquellos que se hacen llamar creacionistas e inclusive otros escépticos, se debe antes que nada a los prejuicios filosóficos de los mismos. Para darnos cuenta de ello sólo basta tomar en cuenta un ejemplo sencillo:

Es verdad que hoy en día los niños de escuela aprenden los hechos de la astronomía sin demasiado problema, entre estos que la Tierra gira alrededor del Sol y no se encuentra al centro del universo. Sin embargo no es verdad que todos los niños aprendan los hechos biológicos, en gran medida, por la intervención de padres e inclusive profesores abiertamente enemigos a la teoría de la evolución. Pero ¿por qué es esto así? Alguien podría considerar tan dañino el que tengamos certeza sobre la posición ordinaria de la Tierra respecto a otros cuerpos celestes, como el hecho de que todos los seres vivos del planeta tenemos ancestros en común y que las especies actuales evolucionan de acuerdo a la selección natural. En ambos casos el conocimiento de la persona promedio no va más allá de memorizar algunos datos, ya sea de astronomía o de biología. Pese a ello, es la animosidad contra la evolución la que sobrevive hoy en día.
Una hipótesis plausible sobre el porqué la diferencia en actitudes es que la evolución mediante selección natural es incompatible con varios prejuicios filosóficos aceptados tácitamente por la mayoría de los seres humanos en el planeta. La idea de un Dios, creador y arquitecto del mundo, resulta más intuitiva a la raza humana que la compleja teoría científica de Darwin que todos creen entender, pero pocos entienden realmente.

(1) Nuestros Prejuicios
Todo reloj es producto de un relojero. Todo automóvil tiene un diseñador. Ahí donde vemos complejidad: casas, templos, tecnología, etc., esperamos diseño. Luego, tendemos a pensar: el orden manifiesto en el universo; las leyes naturales; la existencia de actitudes morales y la complejidad del cerebro, hechos así no pueden ser el producto de un proceso sin inteligencia que incorpore elementos aleatorios, como lo señala la teoría de Darwin.
Por otro lado solemos pensar que lo complejo no puede emerger de lo simple. Así, ¿Cómo explicar la génesis de la mente, un elemento activo, guiador, consciente y sofisticado, de algo tan crudo como la materia? El orden de producción, para muchos, debe ser al revés, es decir, lo complejo produce lo simple: Dios con su infinito poder e inteligencia diseñó el mundo, creó materia y mente y es el arquitecto de los cielos y la tierra. En esta concepción las especies animales fueron creadas fijas e inmutables como clases naturales. Como diría el niño predicador, cuyo video muchos han observado en Youtube: “el mono y la mona producen monitos, hasta hoy”.

(2) La Explicación
La teoría de la evolución en su estado actual es enormemente compleja y aquí sólo podemos dar un esbozo y una brevísima respuesta a dos típicos argumentos creacionistas. La teoría consiste en suponer la evolución, esto es, que los organismos a lo largo de eones, cambian, y la selección natural, es decir, el proceso mediante el cual cambian. La idea es que aquellos organismos que, dadas sus características, están mejor adaptados a su medio, sobreviven y tienen descendencia y aquellos cuyas características no les permiten adaptarse se extinguen. La manera en que los organismos cambian es mediante la mutación, un proceso esencialmente aleatorio. Una manera en que puede ocurrir es en virtud de algún error, por ejemplo, una enzima ensambladora del ADN provoca una alteración en el mismo. Otra hipótesis sobre cómo puede ocurrir es que alguna partícula, por ejemplo un neutrino, al atravesar un organismo, provoque alguna alteración en su ADN. Estos son los componentes esenciales de la teoría de la evolución y en conjunción puede decirse que en gran medida son los que, dado el medio y las circunstancias físicas, geológicas, etcétera, han dado lugar a la variedad de organismos en la Tierra.
¿El mono y la mona producen monitos? Sí, en un sentido. No hay diferencias cruciales entre padres e hijos más allá de graves malformaciones genéticas. Pero no es necesario para la teoría de Darwin el suponer que una especie evoluciona dando lugar a otra especie como si hubiera una transición clara entre la primera y la segunda.
El proceso puede comprenderse de manera más clara teniendo en mente las preguntas que conducen a las así llamadas paradojas sorites: ¿Cuántos granos de arena forman un monte de arena? ¿Cuántos cabellos debe tener un hombre para ser considerado calvo? Es obvio, respecto a estas preguntas, que hay casos donde algo claramente es un montón de arena (o un calvo) y casos donde no lo es. Una solución plausible es que el enigma surge por una cuestión de nomenclatura. En nuestro concepto de calvo, o de montón de arena, hay ambigüedades de aplicación de manera que hay casos donde no sabemos si decir de ellos que aplica nuestra nomenclatura o no. Así, que algo sea un chimpancé o un orangután es algo que tiene bastante laxitud, podríamos aceptar que algo es un chimpancé hasta cierto grado donde comencemos a ver enormes diferencias. Así, habrá animales de los que digamos que definitivamente son chimpancés o no lo son, pero habrá otros para los cuales no podamos responder definitivamente que lo son o no lo son. El punto es que no hay un hecho que determine esos casos, en el sentido de cómo nombrarlos, pero claramente hay hechos que determinan las diferencias objetivas en un árbol genealógico de diferentes especies. La evolución es un proceso gradual, y la noción de clase natural, si bien es útil para referirnos a ciertas especies, no captura la forma en que los organismos se desarrollan. Estos cambian gradualmente a lo largo de mucho tiempo.
¿Es verdad que un mono con una máquina de escribir jamás podría producir un soneto de Shakespeare? No es verdad si concedemos ciertas condiciones. Esta pregunta puede considerarse como análoga a un típico argumento creacionista: no podría emerger algo complejo a partir de lo simple y un proceso aleatorio como la mutación. Hay que tomar en cuenta no sólo que la selección natural actúa sobre los organismos gradualmente, como ya vimos, a lo largo de enormes periodos de tiempo sino también el hecho de que los organismos que desarrollan ciertas características útiles relativo al proceso de selección natural, las preservan. Es esto lo que permite la eventual complejidad. Es obvio que el protozoario no es el ancestro inmediato del hombre (Homo Sapiens). Es un ancestro el cual, a lo largo de eones, tuvo una descendencia de lo más variada, descendencia que preservaba ciertas características, y entre todos los árboles genealógicos de este ancestro unicelular, una de las ramas resulta estar poblada por seres cuyas características, a lo largo de generaciones, son más y más similares a las nuestras. La respuesta concreta respecto al mono con la máquina de escribir es que, si cada vez que el mono hace un progreso hacia un soneto de Shakespeare, letra por letra, éstas se guardan (la información se preserva) y las letras incorrectas no se guardan, entonces dado suficiente tiempo, un mono (de una vida enormemente larga), escribiendo letras aleatorias, podrá escribir un soneto de Shakespeare.
En conclusión, podemos decir que la mayoría de los argumentos creacionistas están basados en prejuicios respecto a cómo deben ser las cosas y confusiones respecto a lo que dice la teoría de la evolución. Con las aclaraciones en mente es sencillo mostrar las falacias y confusiones del creacionismo. La teoría de la evolución, como cualquier conocimiento científico, es susceptible de revisiones y modificaciones en el cuerpo de sus afirmaciones, y asimismo, se encuentra en un constante estado de crítica, evaluación y expansión de sus afirmaciones. Sin embargo sus fundamentos son tan sólidos como el dato astronómico de que la Tierra es el tercer planeta más lejano al Sol. Es lamentable que en el 150 aniversario de la publicación de The Origin of Species aun haya fanáticos empeñados en desechar la teoría por sus propias incomprensiones.

15 comentarios to "Creacionismo vs. Evolución"

  • Creacionsimo y evolución se llevan bien cuando uno se deshace del prejuicio filosófico llamado "naturalismo" (mismo que debería ser examinado minuciosamente antes de aceptarlo de manera gratuita). La misma idea de la incompatiblidad entre creacionismo y evolución es un prejuicio filosófico que sería interesante explicar.

  • Creo que hay un sentido en que queda una tensión entre creacionismo y evolución aun si no se acepta el naturalismo. Piensa en esto: si la evolución por selección natural permite explicar todo tipo de complejidad en el mundo natural, entonces traer a Dios a la explicación es reduntante y peca contra la navaja de Occam. Es verdad que hay un sentido en que la evolución es (logicamente) compatible con un arquitecto del mundo (o con multiples arquitectos, como diría Hume). Sin embargo, si los principios solos pueden explicar lo observado, entonces postular a Dios es innecesario. El punto es que parece que invocar a la teoría, o principios similares en otros dominios, como la astronomia, permite desinflar diversas variantes del argumento del diseño.

    Por otro lado no es claro que la teoría de la evolución por selección natural pueda explicar el problema de los valores de las constantes fundamentales, al menos no como ese principio está articulado en biología. sin embargo, algunos cosmólogos, como Lee Smolin, han adaptado una versión del principio a la cosmología que permite generar ese tipo de explicaciones. Por otro lado, hay todo tipo de hipótesis que pemitirían explicar los valores de esas constantes sin invocar a un creador y perfectamente consistentes con el naturalismo (eso lo exploraré en otro post).

    Aun así, estoy de acuerdo en que el naturalismo es una posición filosófica no-evidente, y que sería adecuado explorar en diversos posts independientes.

  • En buena onda, creo que el post es un voladero de luces. No veo a quién estás atacando. Primero, no sé quiénes son creacionistas para ti. Pareciera que, según tú, un proponente del diseño inteligente sería un creacionista, lo cual es falso. Tampoco veo que articules algún argumento "creacionista", por lo que tu conclusión está completamente fuera de lugar.
    Quizás tu comentario acerca de nuestros prejuicios puede tomarse como un argumento. Si así fuera, creo que cometes un error no trivial. Obvio que todo reloj ha sido diseñado por un relojero. No hay relojes nacidos de la nada. El problema es ver si X (universo, orden biológico, lo que sea) es algo diseñado. Debemos analizar entonces cuándo es racional creer que algo ha sido diseñado. Tú criticas la idea de ver el universo, por ejemplo, como un reloj. Pero debería haber una razón para tal crítica. No vi ninguna.

  • Nota que confundes la motivación de la búsqueda por el diseño. No es la complejidad lo que importa, por sí sola. La simpllicidad también podría servir dada ciertas condiciones. Asumamos que Dios no existe, ni ninguna otra inteligencia en la realidad más que nosotros dos, y que sabemos eso. Vamos caminando por la playa y encontramos en la arena nuestros rostros, como esculturas. La mera complejidad de tal escenario no sirve para justificar el apelar al diseño, pues con un claro cálculo de probabilidades (epistémicas) noteremos que es cierto que tales esculturas son producto del azar. Ahora cambiemos el ejemplo un poco. Sólo Dios existe aparte de nosotros y tenemos una relación muy cercana con Él. Sabemos que no miente. Nos ha dicho que nunca representaría rostros en la arena. Dado ese conocimiento, seguimos sin estar justificados para afirmar que los rostros son el resultado del diseño. Es absolutamente irrelevante cuan complejo sea el escenario.

  • Pero si en las circunstancias actuales (no estamos solos y no estamos ciertos que no hay Dios y/o otros seres inteligentes) vamos caminando por la playa y vemos nuestros rostros en ella, es racional creer que son diseñadas. Esa creencia es mucho más probable que creer que son mero producto del azar. Los argumentos de diseño se asemejan al segundo caso. Así mismo, en circunstacias especiales, donde esperaramos complejidad, la simplicidad puede cumplir el mismo rol.
    Otro punto importante es que es engañoso el enfoque que le das. Si proponentes del DI caen dentro de los creacionistas, es falso tu título. No hay una disputa entre creacionismo y evolución. Sería ridículo proponer tal cosa, dada las características del movimiento pro DI. Lo que sí hay es una disputa entre el darwinismo y el creacinismo. Considero en el presente contexto "darwinismo" la teoría que pretende explicar los mecanismos de la evolución de la forma que tú lo haces, a saber, la selección natural. Más allá de los claros problemas con proponer que ese es EL método, con cambios graduales a lo largo de los eones, por el cual la evolución se realiza, está el otro problema de asumir que es un proceso "esencialmente aleatorio". Ese es un presupuesto filosófico. Si aceptamos que la teoría de la evolución conlleva ese presupuesto, no está ni de lejos confirmada como se asume, si rechazamos que conlleva tal presupuesto, es mucho más difícil ver cómo desarrollas tu argumento en contra del creacionismo.

    Con respecto a tu respuesta, me asalta la duda: ¿por qué aceptar la navaja de Occan? ¿Cuál es el problema con la redundancia? Yo sé cómo yo justifico eso, me interesaría ver cómo lo justificas tú.
    Segundo, es falso que la selección natural explique nada del orden natural más allá de lo que de hecho se propone explicar. El tema del fine-tuning es otro cuento, y sería interesante ver esos otros posts.

    Por último, lo anterio no implica para nada mi adhesión al creacionismo de ningún tipo. Nunca he entendido bien ese debate, en términos culturales. Vivo en un país predominantemente católico (Chile), lejano de los problemas gringos típicos. Y este me parece ser un problema gringo típico. Toda mi vida atea creí en la evolución, y ahora que no soy ateo tambien sigo creyendo en ella. Nunca he encontrado una sola persona de mediana cultura que niegue la evolución, y casi nunca escucho que se piense que pone problemas al cristianismo, en particular. No sé cómo será la cosa en México, pero acá se enseña la evolución en todos lados. Mas no el darwinismo, como querría Dennett y el resto.

    Saludos cordiales desde esta parte del mundo,

    Eduardo Fuentes.

  • Estimado Eduardo,

    Algunos de los puntos que comentas son interesantes, sobre otros me siento inclinado a pensar que se comete una falacia tipo "red herring", es decir, del indicio falso. Otras cosas no me resultaron muy claras y algunas de tus inferencias no me fueron muy transparentes. Por ejemplo, notas que confundo la motivación de la búsqueda por el diseño (no entiendo qué quieres decir con eso.) Y a forma de apoyar esa conclusión (creo) desarrollas el párrafo que le sigue. Y no me es claro como ese párrafo apoya esa conclusión.

    Ahora, lo primero que me comentas es que estoy confundido entre creacionismo y diseño inteligente, y que no es el caso que haya creacionistas que sostengan el diseño inteligente. Sobre este punto, me refiero al artículo "Creationism" en la Stanford Encyclopedia of Philosophy:

    "Today's Creationists are often marked by enthusiasm for something that is known as Intelligent Design. (Los creacionistas de hoy por lo general se distinguen por su entusiasmo por algo que es conocido como el diseño inteligente.)"

    Y
    “With signficant provisos to be noted below, Creationists are strongly opposed to to a world brought on by evolution, particularly to a world as described by Charles Darwin in his Origin of Species. Creationists (certainly traditional Creationists) oppose the fact of evolution, namely that all organisms living and dead are the end products of a natural process of development from a few forms, perhaps ultimately from inorganic materials ("common descent"). Creationists also oppose claims about the total adequacy of the Darwinian theory of evolution, namely that population pressures lead to a struggle for existence; that organisms differ in random ways brought on by errors in the material of heredity (‘mutations’ in the ‘genes’); that the struggle and variation leads to a natural form of selection, with some surviving and reproducing and others failing; and that the end consequence of all of this is evolution, in the direction of well-adapted organisms.” (Esto no pienso traducirlo por flojera.)

    http://plato.stanford.edu/entries/creationism/#EvoChr

  • En cualquier caso, creo que lo de menos es ponernos a discutir sobre términos. Creo que es claro cuál es la analogía que se está discutiendo en el post.
    Para citar un ejemplo donde creo que se cae en un red herring. En algún punto mencionas que la complejidad por si sola no es necesaria para generar un problema explicativo en torno la aparición de un fenómeno extraño (como las caras esculpidas): "No es la complejidad lo que importa, por sí sola. La simplicidad también podría servir dada ciertas condiciones." Sin embargo, yo nunca dije que fuera necesaria la complejidad del escenario. Por lo que parece que ese ataque es lo no-relacionado a la discusión. Quiero aclarar que lo relevante para mí en ese punto es que mucha gente toma la complejidad del universo como signo incontrovertible de diseño. Mi objetivo es notar que hay algunos supuestos que no son, ni mucho menos, tautológicos y que requieren argumentación, pero rara vez están en la mente de quienes los tienen. A guisa de ejemplo: lo complejo no puede emerger de lo simple, los procesos mentales no pueden explicarse por procesos materiales (quiero restringirme aquí sólo al aspecto funcional de lo mental, los qualia son otra cosa.) Que haya diversas explicaciones funcionales (o proto-explicaciones que van por buen camino) para todo tipo de procesos mentales basta para establecer la falsedad de tal prejuicio.

    Sobre tus ejemplos, creo que el mundo es efectivamente más simple en el primero, de lo que es en realidad (no sé cuanta complejidad introduzca la existencia de Dios en el segundo.) Sin embargo, no me parece que sea un ejemplo demasiado exitoso en términos de simplicidad. Asumes dos personas, asumes su conocimiento indubitable de ciertas proposiciones, y asumes un mundo, no lo dices pero supongo que funciona de acuerdo a leyes naturales. Esto es un paréntesis, realmente no es relevante al resto de la discusión. (Puesto que yo nunca dije que sólo en casos de complejidad es necesaria una explicación).

    Otro caso donde me parece que se emplea un red herring, o no empleas el principio de caridad es cuando me amonestas por decir que todo reloj es producto de un relojero, señalando como: "Quizás tu comentario acerca de nuestros prejuicios puede tomarse como un argumento. Si así fuera, creo que cometes un error no trivial. Obvio que todo reloj ha sido diseñado por un relojero. No hay relojes nacidos de la nada." Como si yo quisiera insinuar que efectivamente hay tales relojes. Evidentemente no creo que los relojes surjan de la nada. Mis ejemplos tienen el fin de hacer explícito el cómo ciertas personas piensan en el universo, esto es, como un instrumento complicado. El reloj es una analogía apropiada en este escenario, así como el automóvil.(Aunque tienes que admitir que no hay nada prima facie contradictorio en la suposición de un reloj que se materializa de repente.)

  • Es verdad que no plantee un argumento creacionista, en términos de premisas y conclusión. Pero creo que no todo argumento necesariamente debe plantearse así, sobretodo en un blog de divulgación donde el objetivo es introducir a lectores ajenos a discusiones filosóficas, a diversos temas. Toma en cuenta que este no es un blog especializado, ni es un journal de filosofía, obviamente podemos discutir las cosas a un nivel más sofisticado y bajo las típicas exigencias académicas de alto nivel, pero no se trata de eso. Quizá en algunos posts seamos más técnicos que en otros, dada la naturaleza del material o el objetivo del post, pero créeme que mi objetivo en este post era más que nada plantear un problema a la persona que no ha pensado mucho sobre Dios, el mundo y la evolución y que considera que la evolución (por selección natural) nunca podría ser efectiva para explicar la complejidad de los organismos biológicos. Toma entonces el argumento creacionista del post, como el siguiente argumento simplón: (1) Los organismos biológicos son tan complejos y regulares como una maquinaria, pero (2) nada tan complejo puede generarse naturalmente (sin la intervención de una inteligencia), (3) por lo tanto los organismos biológicos no pudieron haberse generado naturalmente. Toma el post como un (primer) gesto hacia la refutación de la premisa (2).
    Ahora, hablas de como la evolución no está en conflicto con el diseño inteligente. Esto es verdad en dos sentidos, como le contesté a Juan Carlos Hurtado. En el primero, claramente la evolución, sin selección natural, es prima facie lógicamente consistente con la existencia de uno, o múltiples, diseñadores. En el segundo, la evolución, como un proceso que se ve como la selección natural y parece aleatorio para quienes no aceptan la intervención de Dios, es de hecho no-aleatorio. Es decir, podría ser el caso que Dios está constantemente interviniendo para crear la ilusión de aleatoriedad, concediendo que hay al menos apariencia de aleatoriedad por mor del argumento. Quiero dejar claro que por evolución me refiero al segundo sentido, es decir, evolución con selección natural. Si bien en ese segundo sentido no es prima facie logicamente inconsistente con el creacionismo, es verdad que lo hace redundante.

    Me pides que hable de la navaja de Occam y lo que entiendo por redundante. Lo haré brevemente. Por navaja de Occam entenderé ese principio metodológico que recomienda postular el menor número de tipos de entidades que requiera una teoría para explicar algún fenómeno, pero creo que podría llamársele así también (por conveniencia) a la explicación más simple, donde por simple entenderé, la explicación más coherente con mis otras creencias y consistente con nuestro conocimiento científico. Obviamente el tema de la navaja de Occam y la explicación en general es sumamente controversial y difícil, por lo que no pienso entrar en una discusión detallada de ello. No en este post al menos. Por explicación redundante me refiero a una explicación innecesaria en virtud de que ya disponemos de una explicación completa (dados nuestros intereses) de algún fenómeno. Por ejemplo, asume que pido un trago en un bar, si me lo trae un mesero puedo asumir que me entendió y cumplió mi petición, y quizá podría ser también consistente con lo observado que algún demonio lo manipuló para que moviera su cuerpo como si estuviera llevándome un trago. La explicación del demonio es redundante dada la explicación de que el sujeto me entendió y deseo cumplir mi petición y respeta la navaja de Occam en el sentido de ser más coherente con mis conocimientos del mundo y consistente con el conocimiento científico (tenemos algunas buenas razones para suponer que no hay demonios y no hay sobredeterminación causal, etc).

  • Sobre lo que comentas en torno al caso donde vemos nuestros rostros en un mundo complejo y lo razonable que es aceptar el diseño, estamos de acuerdo. Pero toma en cuenta que lo que es racional creer dada cierta evidencia, se vuelve irracional creer dado otra. Supongamos que yo llego a casa y encuentro ropa de hombre en mi habitación, inclusive ropa interior. Podría ser razonable sospechar al menos que mi esposa está viendo a otro hombre. Pero supongamos que en ese momento sale su hermano del baño y me comenta que tomó una ducha en mi casa pues su regadera no sirve. La suposición de que mi esposa ve a otro hombre pierde todo fundamento. El caso donde tenemos evidencia masiva de ADN, Fósiles, un árbol evolucionario de enorme poder explicativo, explicaciones en términos evolutivos (darwinistas) para todo tipo de fenómenos, etc, etc, parece poco razonable suponer que los organismos biológicos requirieron la intervención de una inteligencia.
    Puedo entender que todo tipo de personas acepten la evolución, pero sin aceptar el proceso mediante el cual se da. Pero es una falacia el suponer que si esa explicación no fuera tan efectiva como quisiéramos (como parece tú piensas de la selección natural) ello implica el diseño inteligente. Por otro lado, la selección natural de hecho parece una noción que tiene enorme poder explicativo en biología. Yo no soy biólogo, y mi conocimiento de biología es superficial, pero los expertos que he leído me aseguran que es así. Esta no es una falacia de argumento por autoridad: es razonable creer a los expertos en un área cuando dicen algo acerca de la utilidad de un principio en una disciplina. Creo que es claro que la mayoría de los biólogos trabajan bajo el esquema darwinista y presuponen la selección natural en sus investigaciones biológicas. Dices que el principio es un principio filosófico. Sobre qué demarcación hay entre ciencia y metafísica, es difícil decir, después de todo es un problema fundamental en filosofía de la ciencia: "el problema de demarcación". Pero creo que es seguro suponer que el principio de selección natural es parte de la ciencia de la biología, tanto como el supuesto ontológico de que hay seres biológicos (con las propiedades que interesan al biólogo) ¿cómo haría biología después de todo el solipsista?
    Respecto al interés del post, no sólo en Estados Unidos la gente rechaza la evolución (darwinista) dados ciertos prejuicios metafísicos o religiosos. Creo que una discusión sobre estos temas siempre puede servir para avanzar nuestro entendimiento y comunicación para que las posiciones controversiales se hagan explícitas y sean exploradas.

    Saludos cordiales,

    Moisés

  • A Eduardo,

    Una nota final:

    Dije que hay dos sentidos en que evolución podría ser consistente con evolución. El primero, sin selección natural, el segundo, con apariencia de selección natural. El diseño es redundante en el caso en donde de hecho hay selección natural (con procesos aleatorios actuando a lo largo de eones). Es reduntante por las razones que discuto un párrafo abajo. Si esta explicación es completa, en el sentido de explicativa de todo lo que no interesa de algún fenómeno, entonces, dado que es más "simple" (en el sentido que discutí arriba también, ve mi post) que el DI, hace la teoría del DI redundante (para explicar ESE fenómeno.)

    Sobre mis ejemplos sólo quería brevemente notar que el prejuicio de que el universo es una especie de máquina, es uno de los que tenia en mente con la analogía del reloj. Pero evidentemente también tenía en mente la analogía (que no es estricta) con los organismos biológicos, que es el punto central de este post (pues no estoy realmente atacando el argumento del diseño para Dios, sino para los organismos biológicos). Alguien podría notar que la analogía no es estricta, pues después de todo los organismos se reproducen y están sometidos por generaciones a fuerzas y circunstancias externas. Pero esta diferencia en la analogía funciona a favor del darwinista.

    (Finalmente, no sé si podré continuar este debate contigo como debe ser a lo largo de la semana dada la intervención de las ocupaciones personales. Pero mi mail es laughing_philosopher@hotmail.com, si quieres continuarlo a intervalos. Por otro lado, para los lectores del blog, espero que sea claro que es falaz razonar que quien contesta el último post, ha establecido su punto.)

  • Para aclarar, pues nunca está demás. No estaba conternado en este post con refutar todo argumento de diseño para Dios, ni en discutir el tema de Dios en particular (si bien lo discutiré más adelante en otros posts). Sino simplemente en notar como el argumento de inferencia a la mejor explicación que va de la complejidad de los organismos biológicos al diseño inteligente, enfrenta dificultades dada la teoría de la evolución con el principio de selección natural. (El diseño inteligente no implica la existencia de Dios por si sólo.) También quería discutir como tal teoría ha sido rechazada en muchas ocasiones dadas creencias que no se han examinado a la luz de los argumentos o el conocimiento científico.

  • Otros dos argumentos creacionistas implícitos en el blog, esgrimidos principalmente no por objetores sofisticados a Darwin, sino por pastores religiosos como Kent Hovind y algunas personas que se oponen a la evolución son estos, que están implícitos en las preguntas:

    (1) ¿El mono y la mona producen monitos?

    Argumento: Si la teoría de la evolución es verdadera, entonces veríamos, particularment, como el mono y la mona producen como descendencia otro animal, pero el mono y la mona producen monitos. Luego la teoría de la evolución es falsa.

    (2) ¿Es verdad que un mono con una máquina de escribir jamás podría producir un soneto de Shakespeare?

    Argumento: Si la teoría de la evolución es verdadera, ello es como decir que un mono sentado en una máquina de escribir podría producir un soneto de Shakespeare. Pero un mono no podría producir un soneto de Shakespeare, luego la teoría de la evolución es falsa.

    Estos obviamente no son los argumentos más sofisticados a favor del diseño inteligente o alguna otra variante de creacionismo. Pero son los que me interesaba discutir pues son muy típicos, y los sostienen diversas personas intuitivamente, que no han reflexionado mucho sobre el tema o simplemente ven como evidentes los argumentos. Aquí traté de mostrar sus deficiencias. Los argumentos más elaborados se podrán discutir en otro post separado más adelante.

  • * En el post de nota final dice: 'hay dos sentidos en que evolución podría ser consistente con evolución', quise decir que hay al menos dos sentidos en que diseño podría ser consistente con evolución.

  • Tal vez se me catalogue de vulgar o de no tomar el tema con seriedad (no estaran muy equivocados no tomo con seriedad muchas cosas), pero si tienen no tienen miedo de reirse de ustedes mismos (y de las ridiculas posturas extremas) les recomiendo que vean esta explicacion de la evolucion http://www.youtube.com/watch?v=y9ywW8D7JJ0

  • Pues una intervención humorística siempre viene muy a cuento, yo digo.

Publicar un comentario

¿Qué es?

La Pluralidad de los Mundos es un proyecto de difusión de la filosofía. Somos un grupo de gente pensante que compartimos la creencia de que el conocimiento filosófico puede contribuir mucho a un sano desarrollo de la cultura pública, mientras que también sabemos que la filosofía no siempre es de fácil acceso. Creemos, en resumen, en la necesidad de difundir la filosofía. (Seguir leyendo»)

Buscar en este blog

Se ha producido un error en este gadget.

Facebook

seguidores

Contador de visitas

Se ha producido un error en este gadget.

Seguir por e-mail!

Czesław Miłosz: "Exhortación"

Bello e invencible es el intelecto humano
ni rejas, ni alambre de púas, ni condenar los libros al despiece,
ni tampoco una sentencia de exilio pueden nada contra él.
Él establece en la palabra las ideas universales
y nos guía de la mano, escribimos entonces con mayúscula
Verdad y Justicia, y con minúscula, engaño y humillación,
él, por encima de lo que es, eleva lo que debiera ser,
enemigo de la desesperación, amigo de la esperanza.
Él no conoce judío ni negro, esclavo ni señor,
cediendo a nuestro gobierno el común patrimonio del mundo.
Él, de entre el impúdico estrépito de las palabras trituradas,
salva las frases austeras y dignas.
Él nos dice que todo es siempre nuevo bajo el sol,
y abre la mano yerta de lo que había sido.
Bella y muy joven es la Filosofía
y su aliada al servicio del Bien, la poesía
Apenas ayer la Naturaleza celebró su nacimiento,
lo anunciaron a los montes el unicornio y el eco.
Gloriosa será su alianza, ilimitado su tiempo.
Sus enemigos se condenaron a sí mismos a la destrucción.
Licencia de Creative Commons
La Pluralidad de los Mundos by Autores de Pluralidad de los Mundos is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.